Un devastador incendio golpea la catedral de Notre Dame, icono del patrimonio mundial


El fuego derrumba la aguja del templo, donde se acometían unas obras en las que supuestamente se originó el siniestro. Los bomberos de la capital francesa no descartan que se hunda el edificio.

La catedral de Notre Dame de París, símbolo de la cultura europea, está sufriendo este lunes un gravísimo incendio, que ha derribado su aguja y parte del techo. Un portavoz de los bomberos ha asegurado poco antes de las diez de la noche que no estaban seguros de poder controlar el fuego. “La próxima hora y media será determinante. El riesgo de derrumbe es real”, ha afirmado. El ministro del Interior, Christophe Castaner, ha asegurado que “no es seguro” que se pueda salvar la catedral.

El incendio se declaró cerca de las siete de la tarde hora local (las 13 horas en Chile), según precisaron los bomberos. Rápidamente, una columna de humo gigantesca se hizo visible desde kilómetros de distancia y al caer la noche las llamas iluminaban la Île de la Cité, donde se ubica la catedral y donde viven alrededor de mil personas, que han sido desalojadas. Según los bomberos, el incendio está “potencialmente vinculado” a las obras de renovación del edificio, el monumento histórico más visitado de Europa.

La zona está acordonada por la policía, que desalojó rápidamente a los numerosos turistas que se encontraban dentro del monumento. La catedral de Notre Dame es una de las iglesias más reconocidas del mundo, una de las joyas del estilo gótico, edificada entre 1163 y 1345. La iglesia ya sufrió daños por un incendio en 1871, durante la Comuna de París.

2 comentarios “Un devastador incendio golpea la catedral de Notre Dame, icono del patrimonio mundial

  1. Una pérdida inavaluable que todos debemos lamentar. Un libro de piedra que guarda el genio y los conocimientos de los ilustres constructores de catedrales del periodo gótico de la Edad Media. Una joya arquitectónica admirada por 800 años por millones de personas y que no se podrá reemplazar por la destrucción de elementos emblemáticos como las vidrieras y daño en los bodegones, entre otros. Una enorme desgracia para la Humanidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *