Las 40 horas laborales suman fuerzas en Recoleta y Caldera

La iniciativa ha sido puesta en contraposición al proyecto de “modernización laboral” del Gobierno que se podría traducir en jornadas de hasta 12 horas diarias de trabajo.

Escribe en POLITIKA Daniel Labbé Yáñez

La comuna de Recoleta en la Región Metropolitana, encabezada por el alcalde Daniel Jadue (PC), se ha caracterizado por ir a la vanguardia en Chile a la hora de implementar iniciativas en favor de la ciudadanía, específicamente en ámbitos que el modelo neoliberal que rige al país ha abandonado a la suerte del mercado: salud, vivienda, educación. Ahí están, por ejemplo, la óptica popular, la farmacia popular, la inmobiliaria popular y la universidad popular.

Concordante con aquello, esta semana Recoleta hizo nuevamente noticia luego de que el lunes Jadue anunciara la reducción de la jornada laboral a 40 horas semanales de 751 trabajadores y trabajadoras municipales de la comuna -específicamente de las corporaciones de Deporte y Cultura, así como funcionarios de Educación- regidos por el Código del Trabajo.

En el acto de presentación de esta medida estaba presente la diputada Camila Vallejo (PC), quien ha sido la impulsora del proyecto que busca que esa disminución de las horas laborales pueda ser aplicada a todos los trabajadores. “El trabajo tiene que dignificar, ser decente, digno, y para que sea así y genere un buen desempeño laboral, se requiere una jornada más corta”, señaló el pasado viernes la parlamentaria en una actividad de difusión de la iniciativa en la Plaza de la Constitución junto a otros congresistas. Además, aprovechó de recordar que en España, por ejemplo, ya hace 100 años se implementó dicha reducción y que ahora están discutiendo cómo seguir haciéndola aún más corta. 

El alcalde de Recoleta explicó que la medida tomada en su comuna se basa en la Ley N°18.695 Orgánica Constitucional de Municipalidades, que en su artículo 134 dispone que “el personal que labore en las corporaciones y fundaciones de participación municipal se regirá por las normas laborales y previsionales del sector privado”, es decir, por el Código del Trabajo, el cual a su vez regula la duración y distribución de la jornada de trabajo con un máximo de 45 horas semanales.

“Hoy estamos modernizando las relaciones laborales, beneficiando a nuestros trabajadores y trabajadoras y a sus familias. No como la propuesta del Gobierno que beneficia a la empresas y sus utilidades, puesto que queremos trabajadores más satisfechos, orgullosos y contentos”, señaló entonces Daniel Jadue, refiriéndose de paso a la iniciativa de “modernización laboral” del Presidente Sebastián Piñera que busca disminuir a 4 los días de trabajo semanales, traduciéndose aquello en que las jornadas diarias podrían durar hasta 12 horas. “Nos quieren hacer retroceder a la mitad del Siglo XIX”, había advertido días antes la diputada Vallejo respecto a lo mismo.

La medida anunciada en Recoleta se hará efectiva a partir del mes de junio y -como han destacado desde el municipio- no afectará las remuneraciones de los trabajadores.

También Caldera

En absoluta sintonía con la determinación tomada en Recoleta, en la comuna de Caldera a partir del próximo 1 de junio entrará en vigencia la reducción de jornada laboral a 40 horas semanales para todos los trabajadores a honorarios de la municipalidad de la ciudad de la Región de Atacama.

En el contexto del anuncio de la medida, la alcaldesa de Caldera, Brunilda González (PPD), recordó en conversación con Radio Bío Bío que “tal cual lo dice la OIT (Organización Internacional del Trabajo) y lo dice la Organización Mundial de la Salud (OMS), la productividad del trabajador comienza a bajar después de 35, 36 horas”. En ese sentido, advirtió que nuestro país es uno de los que más horas tiene de trabajo que finalmente no son productivas.

A partir de ello la jefa comunal explica que lo que “se recomienda es que podamos ir bajando las horas, que podamos ir descontando lo que significa -en el caso de las grandes ciudades- el traslado que hace el trabajador y que no se considera tiempo trabajado”.

No obstante estos avances, desde la Asociación Chilena de Municipalidades advirtieron que esta modalidad de 40 horas laborales semanales no es posible aplicarla a todos los funcionarios municipales. El presidente de la organización y alcalde de Puente Alto, Germán Codina, si bien valoró la medida, explicó que esta -por ley- solo puede por ahora beneficiar a aquellos trabajadores a honorarios de las municipalidades.

Un antecedente que no hace sino otorgarle aún más importancia al proyecto de las 40 horas semanales impulsado por la diputada Camila Vallejo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *