Los Tiempos Peores ya están aquí: imacec de junio destroza todas las expectativas del gobierno

En el imacec de junio, que sería entregado este lunes, estaban puestas las expectativas del gobierno, los mercados y la clase política.  Por un lado, este guarismo cierrael primer semestre y podría marcar una nueva tendencia hacia finales de año. Sin embargo, hoy se han confirmado los peores pronósticos: la economía chilena viene cuesta abajo. El imacec ha registrado una variación de un escaso 1,3 por ciento, por debajo de las proyecciones del gobierno, las autoridades económicas y el mismo mercado, que esperaban, al menos, una expansión de 1,8 por ciento.

En el imacec de junio, que sería entregado este lunes, estaban puestas las expectativas del gobierno, los mercados y la clase política.  Por un lado, este guarismo cierrael primer semestre y podría marcar una nueva tendencia hacia finales de año. Sin embargo, hoy se han confirmado los peores pronósticos: la economía chilena viene cuesta abajo. El imacec ha registrado una variación de un escaso 1,3 por ciento, por debajo de las proyecciones del gobierno, las autoridades económicas y el mismo mercado, que esperaban, al menos, una expansión de 1,8 por ciento.

Según informó el Banco Central de Chile, el imacec minero aumentó 0,3 por ciento y el no minero 1,3. %. “Este último se vio favorecido por el desempeño de las actividades de servicios y de construcción, efecto que fue en parte compensado por la caída de la industria manufacturera”.

Con la cifra reportada hoy, el primer semestre acumula una expansión promedio de 1,7 por ciento, muy por debajo de las proyecciones del gobierno, entre un tres y cuatro por ciento. Con el dato de hoy, esta meta sin duda se viene al suelo.

El imacec tuvo esta mañana fuertes efectos en el dólar, también tensionado por la guerra comercial entre Estados Unidos y China. Tras el recrudecimiento del conflicto, con el alza de aranceles la semana pasada a todos los productos de origen chino, el cobre tuvo un descenso en los mercados globales de casi dos por ciento, con efectos sobre el tipo de cambio. El dólar durante la mañana ha subido unos ocho pesos y se acerca a los 720.

Los pronósticos no son halagüeños: La semana pasada el Instituto Nacional de Estadísticas informó que la producción industrial se contrajo 2,9 por ciento en junio por la caída de la rama manufacturera.

Los analistas le achacan a esa confrontación que la bolsa no levante cabeza y que en la pasada semana el cobre, el renglón exportador que más aporta a las arcas del país, alcanzó su precio más bajo en años, mientras el dólar se disparó y llegó a cambiarse a 713 pesos chilenos. Hoy, como se ha dicho, alcanzó un nuevo techo.

Este último dato levanta controversias entre los economistas pues para unos un dólar fuerte benéfica a las exportaciones chilenas, que se abaratan y se tornan más competitivas, pero al mismo tiempo se revierte en contra de los consumidores que tendrán que adquirir artículos de todo tipo mucho más caros.

La gerente de estudios de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo, Bernardita Silva, declaró a la prensa que probablemente esa dinámica continuará por un tiempo y con ello todo tipo de bienes, autos, electrodomésticos, vestuario, calzado y más podrían verse afectados.

En cambio, Antonio Walker, ministro de Agricultura, consideró la tasa de cambio alta como ‘una muy buena noticia’ para la agricultura exportadora chilena, que vende al exterior productos por más de 20 mil millones de dólares, aunque consideró fundamental seguir trabajando por una mayor eficiencia y productividad.

En tanto, Roberto Fantuzzi, presidente de la Asociación de Exportadores y Manufacturas señaló que cuando sube el dólar el mayor beneficiario es el exportador porque por cada dólar que exporta recibe más pesos chilenos y sus costos se mueven en pesos, pero los que se ven perjudicados son los consumidores.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *